2012/11/08

Petisus o éclairs

   Hace ya mucho, tanto como un mes, nos invitaron a comer a la fiesta de una comunidad de vecinos. Esta fiesta se celebra todos los años, el lunes de fiestas de Villava/Atarrabia, en la plaza que hay en medio de un conjunto de casitas bajas muy monas.
   Los anfitriones preparan la comida, y los invitados, que somos muchos, llevamos los postres. Este año preparé unos petisus, que ya había preparado otra vez y que gustaron mucho, así que decidí repetir.
    Tengo que reconocer que la primera vez que los preparé me salieron mejor. La masa estaba bien las dos veces, pero la crema de la segunda vez, cogió demasiado gusto a limón...una pena (para mi gusto claro...).
    Por desgracia, mi mozo se puso malo y nos tuvimos que ir antes del postre, así que me quede sin ver la reacción de la gente cuando los probo...




   La receta la saqué del blog de Susana, Webos fritos. Una artista de la cocina! Cuando fui a prepararlos la primer vez, le mandé un email para preguntarle si aguantaban bien de un día para otro o era mejor hacerlos en el día, y enseguida me contestó diciéndome que de un día para otro perdían mucho, que mejor hacerlos en el día... Así que yo os recomiendo que hagáis primero la crema, para que se enfríe bien antes de usarla para rellenar. La podéis dejar hecha del día anterior, hacerla unas horas antes....como veáis.
   También dice que se pueden congelar, pero que también pierden....
   Ahora vamos con la receta...

   Ingredientes:
      Para la pasta choux:
     -   130ml de agua
     -   120g de leche
     -   100g de mantequilla
     -   1 pellizco de sal
     -   5g de azúcar
     -   160g de harina de repostería tamizada
     -   4 huevos
      Para la crema pastelera:
     -   400g de leche
     -   3 yemas de huevo
     -   75g de azúcar
     -   30g de maizena
     -   1 trozo de corteza de limón (solo lo amarillo)
     -   1 cucharadita de esencia de vainilla

   Como ya os he dicho, primero prepararemos la crema. 
   Para ello, pondremos toda la leche menos un vaso que separaremos, en un bol, junto con las yemas, el azúcar, la maizena y la esencia de vainilla. Removeremos con unas varillas y reservaremos.
    Pondremos a calentar la leche que hemos separado, junto con la cascara de limón. Cuando vaya romper a hervir, añadiremos la mezcla que tenemos reservada, y con unas varilla y a fuego medio damos vueltas hasta que espese. No dejar de remover ya que es muy fácil que se pegue al fondo del puchero.
    Cuando haya cogido la consistencia que queramos, quitamos la cascara del limón y dejaremos enfriar.

  Para hacer la pasta choux, pondremos a calentar el horno a 180º.
  Ponemos en un cazo antiadherente la leche, el agua, la mantequilla, la sal y el azúcar. Removemos con unas varillas a fuego medio hasta que este todo bien integrado.
  Cuando rompa a hervir, retiramos del fuego y añadimos la harina de una sola vez. Removemos con las varillas y ponemos a fuego medio para que cueza un poco (lo justo para que se integre). Cuando asoma la grasa de la mantequilla está lista.
  Retiramos del fuego y añadimos los huevos de uno en uno, removiendo constantemente con las varillas. No añadir el siguiente huevo hasta que tengamos bien integrado el anterior.
  Ponemos la pasta en una manga pastelera de boquilla lisa grande (yo no usé boquilla. Corté la punta de una manga pastelera desechable, dejándole un agujero algo menos de 2 cm).
  Sobre el papel de hornear que tendremos puesto en la bandeja del horno, haremos porciones alargadas de unos 8cm, separadas unas de otras y las hornearemos unos 30 minutos. No abrir el horno antes de tiempo o se bajarán...
   Cuando estén hechos, los sacamos a una rejilla y los dejamos enfriar del todo.

   Cuando ya tenemos los petisus y la crema solo queda montarlos.
   Con un cuchillo de sierra abriremos a lo largo (solo por un lado) todos los petisus y los rellenaremos con la crema (yo puse la crema en una manga pastelera).
   Para decorarlos, fundimos al baño maría 100g de chocolate de cobertura. Remover para facilitar que coja temperatura y se deshaga bien. Cuando lo tenemos fundido, lo retiramos del fuego y le añadimos otros 50g de chocolate. Removeremos con una cuchara o una espátula hasta que quede bien integrado. Este chocolate lo echaremos sobre los petisus, con ayuda de una cuchara o poniéndolo también en una manga pastelera con boquilla pequeña.
   Dejaremos que se enfríe y endurezca el chocolate antes de servir.
  
     
 


No hay comentarios:

Publicar un comentario